A lo largo de la historia, la baldosa hidráulica ha ido adquiriendo un protagonismo que ha conseguido permanecer hasta nuestros días. Diferentes épocas han conseguido reinventar el diseño de mosaico hidráulico, creando nuevos diseños que aún hoy día siguen siendo tendencia.

Modernismo

Con la llegada de la época del Modernismo, la baldosa hidráulica comienza a adquirir un nuevo protagonismo, hasta tal punto de que el mosaico hidráulico se convirtió en una pieza artística de gran valor, utilizado por importante diseñadores como en el caso de Antonio Gaudí.

Durante esta época primaban los diseños geométricos, florales y vegetales creando composiciones de lo más versátiles. Comenzaron a diseñarse baldosas hidráulicas con colorido, creando composiciones muy vistosas.

De los años 20 a los años 50

La baldosa hidráulica comenzó a cobrar un importante protagonismo durante le período que abarca desde los años 20 hasta los años 50. El estilo de baldosa hidráulica utilizado durante este período se caracterizaba por colores neutros con poco color, y diseños recargados con lineas entrelazadas entre sí principalmente. En los años 50 comenzó su declive, hasta comenzar a ganar terreno nuevamente en la época actual.

La baldosa hidráulica en la actualidad

Hoy día la baldosa hidráulica ha ido adquiriendo nuevas formas decorativas. En algunos casos sigue luciendo en algunas viviendas, recuperada de épocas anteriores. Sin embargo los nuevos diseños de mosaico hidráulico han dado lugar a atrevidos colores llenos de viveza, originales formas hexagonales, dibujos minimalistas, así como una amplia variedad de estilos que permiten combinar la baldosa con otro tipo de materiales.